Descarga ATV Play

Jueves 23 de Junio 2022

Mujer desata su ira en un supermercado tras ser despedida y destruyó la vidriera

Una trabajadora protagonizó un momento viral, al ir a reclamar a un supermercado una deuda tras ser despedida y, ante la negativa de sus exempleadores, explotar rompiendo botellas.

Un día de furia: mujer fue despedida de un supermercado y destruyó la vidriera

Una mujer argentina fue notificada de su despido de una cadena de supermercados. A la joven de 25 años le cegó el enojo y se acercó al establecimiento para reclamar una deuda. Ante la negativa de sus exempleadores, descargó toda su ira destrozando la góndola de vinos. Ante esto propietarios dieron aviso a la Policía y la mujer quedó detenida en la alcaldía de la ciudad. El video, se hizo viral en redes sociales.

Lo cierto es que, poco después de este hecho, la protagonista dio la cara e hizo llegar un descargo a los medios de comunicación. En ellos, asumió su responsabilidad en los hechos. Sin embargo, también explicó las motivaciones y aseguró que sufrió maltrato laboral. y aseguró que el video fue “editado a conveniencia”.

Sus explicaciones

La exempleada, llamada Evelyn, reconoció que la “cegó” el enojo, pero acusó a sus ex jefes de maltratadores. Lo hizo en un descargo en el que contó “la otra parte del conflicto”. La mujer señaló que los propietarios del local enviaron videos e información “incompleta, haciéndose totalmente los desentendidos ante lo sucedido”. “Lamentablemente en ese momento me cegó el enojo, la bronca por las injusticias que viví ahí adentro, el tragarme los maltratos, los retos, el ninguneo, y hasta ‘manotazos’ o insultos por no perder el ‘trabajo'”, escribió.

La exempleada admitió que le “cegó” la furia.

En otro párrafo, insistió en que el video fue “editado a conveniencia” de los empleadores y dio su versión de lo sucedido: “En la primera parte del vídeo, que fue editado a conveniencia, expreso todo esto cara cara con la persona encargada de emplearme, recibiendo un despido, sin justificación, ignorándome y corriéndome del lugar sin querer darme al menos una razón”, aseguró.

La joven admitió que sus actos estuvieron “mal” pero aseguró que pagó por “todo el daño” que produjo, “como la ley lo decidió”. “Pero a mí -se preguntó-, quién me reconoce el tiempo invertido, mi dignidad, mis ganas de salir adelante, te largan así, con una mano atrás y otra adelante de un día para el otro sin si quiera darte razones, una explicación, una disculpa al menos”.

“Fui una buena empleada, respetuosa, siempre a disposición porque desde limpiar pisos hasta cortar fiambre o atender una caja lo hice con muchas ganas”, manifestó. Evelyn concluyó diciendo que “seguirá el camino legal como corresponde, confiando en que en algun lado hay justicia para los buenos también, y que no hace falta mover cielo y tierra para encontrarla”.